No hay medias naranjas pero sí amores completos



“Nos hicieron creer que cada uno de nosotros es la mitad de una naranja,
 
y que la vida solo tiene sentido cuando encontramos la otra mitad.
 
No nos contaron que ya nacimos enteros,
 
que nadie en nuestra vida merece cargar en las espaldas la responsabilidad
 
de completar lo que nos falta”.

John Lennon

Estas frases van a ser nuestro punto de partida. Espero que no pienses que eres la mitad de nada, que necesitas otra mitad para estar completo, o que si lo piensas ahora, dejes de hacerlo en unos minutos.

Habrá muchos que crean que las palabras de John Lennon son de una persona que jamás se ha enamorado y que por supuesto en el momento de decirlas no lo estaba. Pero he de decir que esas cinco líneas son la pura definición del amor verdadero, de amar toda la esencia de una persona.

Todas las películas románticas que nos hemos tragado a lo largo de nuestras vidas nos cuentan historias del amor que te completa, el que transforma tu mundo y en el que si tu mitad te abandona mueres de pena. Un amor que lo ocupa todo, que te une a la persona amada haciendo imposible saber dónde acabas tu y dónde empieza esa persona especial. Pero, ¿eso es amor?, ¿perder lo que tú eres y “pertenecer” al otro es amor? Piénsate la respuesta.

Con el tiempo empiezas a darte cuenta de qué es eso de las almas gemelas, qué es eso de ser la mitad de algo, del tal para cual, del uno sin el otro y del todo o nada. ¿Dónde está tu identidad, dónde estás tú? ¿Y él? No sé a ti, pero yo no quiero pensar que me falta algo, que “estoy medio hecha” que alguien tiene que venir a llevarme por el camino de la vida para darle sentido. Tampoco quiero pensar en si esta es mi media naranja o si estará viviendo en China, en si hay una o varias mitades: porque somos millones de personas.

Mi conclusión como la de Lennon es que tu otra mitad está en ti, te puede sonar cursi, pero tú ya eres todo. Si buscas algo no es tu mitad, buscas a alguien que te haga crecer, que te aporte y a la que aportes. Pero tú ya eres por sí una creación increíble, nadie puede rellenar unos huecos que no existen.

couple-731185_1280

Cuanto antes tengas esto claro, tu cabeza va a estar más sana. Si estás con alguien dudando si es o no es tu media naranja, ya sabes la respuesta. Si estás llorando en el sofá porque perdiste a tu alma gemela también ya sabes la respuesta. Si estás buscando tu mitad…también lo sabes.

Valemos un mundo entero, desde la cabeza a los dedos de los pies, y si amas a alguien debería ser de la misma manera. El amor es volverse loco/a, querer estar con esa persona…eso está claro. Pero completarnos no entraría en la definición de amor.

Sinceramente, cuanto antes abandones esta macabra idea, antes serás feliz. Tu vida no puede ser una búsqueda de la perfección porque por definición la vida y el amor no lo son. Y además, es más sano querer a las personas como son, en su individualidad, en sí mismas, con sus cosas pero completas de arriba abajo.

Nadie quiere la mitad de algo, es mejor quererlo todo.

Deja un comentario

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

CERRAR