WeMissCritiQueen: la navidad convierte Sol en The Walking Dead


No es que el centro de Madrid sea un sitio especialmente tranquilo. La capital no deja de ser una gran ciudad, y Sol es el epicentro de la actividad. Es fascinante como a veces en un sólo paseo te puedes encontrar una manifestación de yayoflautas, a Pocoyo, Bob Esponja y Mickey discutiendo por cual es su zona, alguien intentando evangelizar a algún incauto y un grupo de guiris borrachos entusiasmados con la actuación de unos mariachis. Lo dicho, fascinante.

Pero entre tanto bullicio se puede pasear con relativa tranquilidad y conservando buena parte de tu espacio vital. Puede ser incluso una experiencia agradable. Ese espacio vital desaparece cuando comienza diciembre. Y es que el centro se convierte en una zona asquerosamente impracticable en cuanto llega la prenavidad.

Sol y alrededores concentra tres actividades que todo madrileño hace cuando huele a navidad: las cenas de empresa/gimasio/excompis de la uni, las compras de regalos (consume,consume,consume que es navidad) y la típica ruta plaza mayor, compra de un décimo, bocata de calamares y cortilandia.

Desde el viernes hasta el domingo, toda persona que vive a menos de dos horas en coche de Madrid decide que es el momento perfecto para visitarnos. Mogollón de gente a paso de procesión como loca con las luces y los escaparates. Empujones, colas e invasión del aire que te rodea.

Y no hay que olvidar que mucha de esa gente decide que es el momento perfecto para comprarse un gorro absurdo, una peluca fucsia o unos cuernos de reno para pasear. Fenómeno que también se repite en fiestas patronales y festivales. Si es que en el fondo nos encanta travestirnos. Tratar de llegar de Callao a Sol se convierte en un mal viaje de setas o una versión de The Walking Dead un poco psicodélica.

Así que desde aquí una petición. Por favor domingueros residentes fuera de la m-30. Por favor, no necesitáis venir a Sol en diciembre. Seguro que en vuestros pueblos hay bares para cenar y beber y bazares chinos para compraros pelucas fantasía. Y los décimos se pueden comprar por internet. Ya somos demasiados, tener piedad.

Deja un comentario

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

CERRAR